Premios Max para las máscaras de Iñaki Rikarte y la farsa de Nao Albet y Marcel Borràs

<p>Los premios Max han reconocido el trabajo de<strong> Nao Albet y Marcel Borràs</strong> en su montaje ‘Falsestuff’, una delirante y burlona pieza que juega a borrar los límites de lo real y lo fingido y que se ha llevado el galardón a Mejor espectáculo de Teatro y Mejor diseño de espacio escénico en su ceremonia, celebrada anoche en el Auditorio de Tenerife Adán Martín. Además, en la gala fueron reconocidos <strong>Iñaki Rikarte</strong> -autor y director de ‘Forever’, la obra de su compañía Kulunka, una historia sobre la incomunicación de una familia contada con máscaras-, que se alzó con los premios a la Mejor dirección y a la Mejor autoría teatral, y la dramaturga argentina<strong> Fernanda Orazi</strong>, ganadora en la categoría de Mejor adaptación y Mejor espectáculo revelación por su versión de ‘Electra’.</p>

Seguir leyendo

 Santa Cruz de Tenerife acoge la ceremonia de los galardones, que también reconoce el trabajo de Fernanda Orazi con ‘Elektra’. Natalia Huarte y Eduard Fernández, mejores intérpretes  

Los premios Max han reconocido el trabajo de Nao Albet y Marcel Borràs en su montaje ‘Falsestuff’, una delirante y burlona pieza que juega a borrar los límites de lo real y lo fingido y que se ha llevado el galardón a Mejor espectáculo de Teatro y Mejor diseño de espacio escénico en su ceremonia, celebrada anoche en el Auditorio de Tenerife Adán Martín. Además, en la gala fueron reconocidos Iñaki Rikarte -autor y director de ‘Forever’, la obra de su compañía Kulunka, una historia sobre la incomunicación de una familia contada con máscaras-, que se alzó con los premios a la Mejor dirección y a la Mejor autoría teatral, y la dramaturga argentina Fernanda Orazi, ganadora en la categoría de Mejor adaptación y Mejor espectáculo revelación por su versión de ‘Electra’.

La gala estuvo dirigida por el local José Padilla, quien rindió homenaje en el guion de la misma a otro tinerfeño (al menos de nacimiento), Ángel Guimerá (1845-1924), poeta y dramaturgo, autor de obras fundamentales de las letras catalanas, como ‘Mar y Cel’ y ‘Terra baixa’. Una reflexión sobre las letras desde la ultraperiferia en la que se han intercalado llamadas a la reunión y en contra del acoso y el abuso sexual.

Sobre la importancia de participar en lo común hablaron los componentes de Pílades Teatro, la compañía detrás de’ Electra’, una obra puesta en pie «sin financiación, sin fecha de estreno, pero con muchas ganas», como han dicho al recoger sus premios, que han dedicado «a todas las compañías que se juntan con el único pretexto de juntarse y a ver qué pasa». Orazi dijo que ‘Electra’ fue un montaje que «se nos fue revelando» y cuyo trabajo «fue siempre poner la actuación en el centro» mediante una «vía divina que es el humor».

«Tenemos que juntarnos más y querernos más», se sumó a este discurso Jorge Usón Colomer, quien se llevó el premio a la Mejor autoría revelación por ‘La tuerta’: «No hemos venido a competir. No hay que llegar a ningún sitio, hay que viajar. Seamos sutiles, seamos sublimes, seamos magníficos».

El otro montaje de la noche fue la ópera ‘Alexina B.’, de Raquel García Tomás, estrenada en el Teatre del Liceu y que se llevó otros dos premios, el de Mejor diseño de vestuario y Mejor composición musical, este último para la propia García Tomás. Tras recoger el galardón de manos de Chanel y de Pedro Guerra, la compositora y Premio Nacional de Música 2020 explicó que su espectáculo trata sobre Adélaïde Herculine Barbin (1838-1868) «la primera persona intersexual de que se tiene testimonio», y que por eso dedicaba su premio «a todas las personas intersex», cuyas «experiencias vitales han sido fundamentales para la caracterización sonora» de los personajes y que se encuentran «con un sistema médico que, por desgracia, todavía guarda similitudes con el de Alexina». Asimismo, quiso rendir tributo a la tierra que acogió la gala, Canarias, «por ser un referente en la defensa de las personas intersex».

En su discurso, el presidente de la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE), Antonio Onetti, recordó que la entidad que organiza los Max se encuentra de celebración de sus 125 años. Una sociedad que, señaló, crearon varios autores de zarzuela «hartos de que nadie defendiera los derechos de autor y contra los abusos que cometían los empresarios de la época». De aquellos 11 a los 130.000 que forman la «gran familia» de compositores, dramaturgos, coreógrafos y guionistas que durante este siglo y cuarto ha «sobrevivido a dos dictaduras, a una guerra civil… y a nosotros mismos». Onetti terminó su alocución con un llamamiento: «Que en ningún teatro ni en ninguna compañía se vuelva a dar un caso de acoso o agresión sexual. Que las salas de ensayo y los escenarios sean un lugar seguro para todas, todos y ‘todes».

Núria Espert recibió a sus 89 años el Max de Honor, de manos de Miguel del Arco, quien dirigió a la actriz y Premio Princesa de Asturias de las Letras en ‘La violación de Lucrecia’ y que ocupa un lugar fundamental en la vida de la intérprete: «La persona fuera de mi familia que más quiero». Espert se rindió ella al trabajo de sus compañeros por «unas obras que me ha dejado con la boca abierta», por «la pasión y por la generosidad», de quienes se han puesto detrás de ellas: «Qué hermosura, qué recuerdos».

Los cantantes Blanca Paloma, penúltima representante española en Eurovisión, y St. Pedro han interpretado ‘Si tú no estás’, de otra canaria, Rosana Arbelo en el apartado de ‘In memoriam’ a las gentes del teatro fallecidas.

En cuanto a las interpretaciones, Eduard Fernández fue escogido Mejor actor por su actuación en ‘Todas las canciones de amor’. «Mamá, nos han dado un premio» ,ha dicho en referencia a la principal destinataria de sus agradecimientos al recoger la manzana con antifaz que encarna la materialidad del premio. El protagonista de ‘El hombre de las mil caras’, recordó a su progenitora, a quien rinde también homenaje la función, cuando, «ya con un alzhéimer avanzado», no le reconoció como su hijo. «Di cosas», le interpeló. Y cuando Fernández reveló su verdadera naturaleza, ella respondió: «¿De verdad? No me estás engañando. Ah, por eso te quiero tanto». Otra dolencia, en este caso la depresión, canalizó la representación de Natalia Huarte, Mejor actriz por ‘Psicosis 4.480.

 Cultura

Recomendación